domingo, 10 de enero de 2016

Convirtiéndose en un diseñador instruccional 1/3 ¿qué se necesita?

En la economía orientada al consumo de hoy, pocos campos de especialización están bien definidos y claramente identificados. Esto se debe a que los “especialistas” de hoy, necesitan evolucionar constantemente para responder a las demandas cambiantes de su profesión y mientras adaptan sus habilidades para adecuarlas a los requerimientos emergentes de sus clientes, el cuerpo de conocimiento de su profesión evoluciona también. Este artículo es el primero de tres sobre este tema. Revísalo para conocer las competencias necesarias para convertirte en un diseñador instruccional exitoso.

Las principales competencias de diseño para convertirse en un diseñador instruccional exitoso
El diseño instruccional, es una de esas profesiones que ha estado evolucionando a una velocidad superior a muchas otras profesiones emergentes en la economía digital. Históricamente, un diseñador instruccional ha dado soporte a la creación o la selección de materiales instruccionales apropiados. Estas creaciones o selecciones, están sujetas a procesos específicos que involucran el uso de principios educativos y psicológicos consagrados, que dan lugar a la entrega. Por ejemplo, un diseñador instruccional podría:

  • Desarrollar contenidos digitales para la formación de empleados,
  • Crear manuales operacionales o de usuario para equipos pesados,
  • Producir arboles de decisiones con los que los operadores del 911 puedan hacer el triaje adecuado de una llamada de emergencia.
  • Asistir con la producción de materiales de apoyo de cursos para una certificación en TI.

Tal como parece, la profundidad y la amplitud de actividades relacionadas con el diseño de instrucción es asombrosa, y la evolución de nuevos medios, así como la emergencia de herramientas y de tecnologías, hacen del campo aún más retador – incluso más que profesiones similares o relacionadas. Es por esto que ingresar en la profesión, requiere algo de creatividad. Así que miremos algunas de las competencias necesarias para integrarse al mundo del diseño instruccional:

Competencias de diseño instruccional

Como en todas las profesiones modernas, los diseñadores instruccionales deben poseer un conjunto de competencias básicas para ir al campo.

Competencias fundamentales

Tener alguna de las siguientes competencias es requerido si se desea hacer del diseño de instrucción su profesión:

  • Comunicación: Entendida como la capacidad de “hablar” efectivamente de manera escrita, oral y por medios gráficos y/o visuales.
  • Mantenerse actualizado: Evidenciado en la habilidad de aprender y adoptar rápidamente nuevas herramientas, tecnologías y conceptos relacionados con el diseño de instrucción tan pronto como son puestos en la palestra.
  • Mentalidad exploradora: Entendida como la habilidad innata de entender conceptos nuevos y complejos, así como de estar abierto a investigar y aprender sobre ellos.

Competencias de apoyo

Los diseñadores instruccionales exitosos necesitan estar versados en las tecnologías de la profesión que eligieron. Para profesionales que tienen un conjunto fuerte de competencias, adquirir o pulir los siguientes rasgos les facilitarán hacer una buena carrera como diseñadores instruccionales.

  • Planificar y analizar: Los proyectos de diseño instruccional exitosos nunca comienzan por el desarrollo. Los diseñadores deben tener la habilidad de mirar atrás y planificar y analizar lo que se necesita de ellos. Esto significa decidir sobre: Cuál es el contenido, Para qué es el contenido, A quién se debe entregar, y Qué herramientas y tecnologías se adaptan mejor a la necesidad.
  • Diseñar y desarrollar: Equipados con el plan y el análisis, los diseñadores instruccionales deben ser suficientemente competentes para agrupar el contenido necesario utilizando las tecnologías, herramientas, técnicas y estrategias necesarias.
  • Implementar y gestionar: Un paquete instruccional bien diseñado es tan bueno como lo sea su implementación y cómo se desenvuelva su gestión. Competencias claves para este rol incluyen: colaboración, comunicación, agendar y priorizar, gestión de gente y de conflictos.

El éxito dependerá en última instancia, de la creación del entorno adecuado para desarrollar y recibir/consumir el contenido. El diseñador instruccional debe en este sentido, manejar las habilidades de trabajar en equipo utilizando herramientas tales como los medios sociales para capturar a entrenadores, expertos de contenido y aprendices.

Si bien la capacidad de promover una especie de “querer tener éxito” entre los involucrados es crucial, también lo es la habilidad de reconocer que entrenar puede no ser la respuesta para los retos enfrentados por el grupo de interesados.

En el próximo post sobre convirtiéndose en un diseñador instruccional, cubriré áreas de experticia y credenciales que la mayoría de las compañías están buscando, así que ¡mantente atento!

Traducción e intrepretación del artículo publicado por Marina Arshavkiy en: http://elearningindustry.com/becoming-instructional-designer

No hay comentarios:

Publicar un comentario